JULIAN'S GARDENS

JARDINERÍA ESPECIALIZADA

La jardinería es una de las ocupaciones que más puede alegrarnos la vida. La naturaleza, siempre tan sabia y agradecida responde a nuestros cuidados obsequiándonos con su mejor aspecto. Para mí, trabajar la tierra con las manos y ver cómo crece su fruto es algo que me reconforta.

Por eso este blog, que nace con el propósito de ofrecer una plataforma de consulta y participación es también un compendio de mis experiencias como Maestro Jardinero durante el transcurso de casi veinte años y una oportunidad para compartir con vosotros mi otra pasión la escritura.

MANDARINAS DE PAPEL y NUBES DE AZAFRÁN son mis dos primeras publicaciones. Puedes encontrar más información a respecto en mandarinasdepapel.com o en Facebook: juliansbooks.

Para cualquier consulta puedes escribirme a juliansgardens@gmail.com o llamando al teléfono: 650 429 477

Gracias por vuestra visita y por favor deja tus comentarios de satisfacción al pie de cada artículo.

MAESTRO JARDINERO

Mi foto
Libros publicados: "MANDARINAS de PAPEL" y "NUBES DE AZAFRÁN"

domingo, 6 de junio de 2010

Parte 5. RIEGOS




Desde hace muchas décadas algunos científicos y astrónomos han buscado agua en la Luna y todos sabemos que la existencia del preciado fluido es lo único que podría ofrecer alguna garantía de vida en este planeta.

Aquí abajo, a casi trescientos ochenta y cinco mil kilómetros de distancia, nuestros problemas pueden parecer diminutas motas de polvo y sin embargo, la escasez de agua es una enorme mota de polvo que cada vez preocupa más a la comunidad científica.

La pluviometría de los pasados veinte años ha revelado una precariedad de lluvias que ha estado acelerando considerablemente la erosión de la tierra. Mientras esto ocurría, las medidas adoptadas para dosificar los acuíferos y pantanos no siempre han sido eficaces.

Desde hace algún tiempo, la falta de agua ha provocado reiteradas alarmas sociales que nos conducen a replanteamos si no deberíamos hacer las cosas de otra manera. No siempre se efectúa un uso racional del agua, ya que en muchos casos se malgasta sin cuidado. Quizá ha llegado el momento de adoptar ciertas medidas sencillas con el fin de de promover la cultura del ahorro energético y de los recursos naturales. Nos equivocaríamos si pensáramos que lo que uno hace en la intimidad de su casa no debe afectar al bienestar de los demás, porque en el caso de este bien común, es una realidad que el ahorro y conservación del agua nos incumbe a todos.

Durante los últimos veranos, la franja mediterránea se ha estado calentando y provocando una aridez y erosión de los suelos que son inusuales; temperaturas que los más antiguos del lugar no habían conocido antes. Este avance del tan temido cambio climático, declina hacia un brusco recalentamiento. Los resultados; que se traducen en enfermedades de la piel, alteraciones en el lecho marino, avances de los desiertos y otros efectos no deseados preocupan a los estudiosos del medio, pero también a todos aquellos que hacen de la práctica de la jardinería su profesión u ocupación más enriquecedora.

Antes de profundizar en algunas técnicas de riego hay que partir de la premisa de que si bien todas las plantas precisan el agua para su subsistencia, no todas deben recibirla de la misma manera. Lo antedicho podría parecer una contradicción si pensamos que cuando llueve, todas las plantas se mojan por igual. En este caso conviene recordar que las circunstancias climatológicas de un día de lluvia no se dan cada vez que regamos. Por ejemplo, imaginemos que una tarde mientras un tórrido Sol recalienta las piedras nos disponemos a regar con una manguera nuestras plantas, quizá no nos hemos apercibido, pero la manguera ha estado al sol y los primeros litros de agua que expulsa, podrían tener casi la temperatura de ebullición, además de ello si mojamos todo indiscriminadamente -también las hojas- el sol se encargará de freírlas hasta convertirlas en patatas chips. Regando en estas circunstancias, las plantas se llenarían de hongos y en el caso de algunas coníferas como los Cipreses y Tuyas les provocaríamos una alarmante desecación de su follaje.



Como vemos, las maneras y el momento deben ser los adecuados. Algunas plantas necesitan ser rociadas con agua pulverizada, otras solo mantener la humedad sin llegar al encharcamiento, en cada caso las técnicas de riego pueden ser muy variadas y adaptarse a cada necesidad.

Desde el pasado medio siglo hasta nuestros días, uno de los sistemas de riego más eficaces es el riego por goteo. En la mayoría de los casos, no solo se consigue un considerable ahorro de agua sino que además se trata de un eficaz medio para mantener la humedad deseada. Con solo la cantidad necesaria de agua se pueden lograr resultados espectaculares gracias a la continuidad y uniformidad del goteo. Es sin duda más fácil confiar en un buen programador automático de riego que en nuestra memoria o disponibilidad.


__________________________________
Tags Relacionados:

Césped, Día de la Tierra, Hidrojardineras, Xerojardinería


0 comentarios:

Publicar un comentario

Geranios

Casa de Louis Van Gaal copia/
Related Posts with Thumbnails

Me GUSTA